[Entrevista] “No hay energía más económica que la que no se consume”

 

Con una vasta trayectoria profesional en materia energética y más de 16 años desempeñándose como Auditor lider de Gestión de la Calidad, la Ing. Silvia Veitzman encabeza nuevos espacios de formación de la norma ISO 50001 para la Gestión de la Energía, que tendrán lugar a partir del segundo cuatrimestre en la UTN Buenos Aires. En este sentido, Veitzman reflexiona en torno a los ejes centrales que componen a la cuestión energética, analizando la situación del país, la importancia de la realización de una revisión energética tanto a nivel doméstico como industrial, y la articulación de la 5001 con otras normas de gestión como lo son la 9001 y la 14001. 

 

Veitzman se graduó como Ingeniera Electricista en la Universidad de Buenos Aires y desde entonces emprendió un largo recorrido profesional, adentrándose en el ámbito de la gestión de la calidad con su arribo al Instituto Argentino de Normalización y Certificación (IRAM) donde se “fanatizó” con la temática y a partir de lo cual comenzó a participar de becas de estudio e investigación en Japón y Francia, entre otros. Durante 1973, Veitzman se desempeñó como Jefa del entonces Departamento de Electrotecnia de la UTN Buenos Aires, ciclo que caracterizó como “un año heroico, de una creatividad extraordinaria, que nos llevó a poder realizar cosas fantásticas”. Asimismo, la ingeniera también participó de numerosas capacitaciones dictadas desde la Facultad y en diversas ediciones se desempeñó como exponente y oradora de los Congresos de Gestión de la Calidad y Mejora Continua que oficia la UTNBA.  

 

En sintonía, a partir del segundo cuatrimestre encabezará el dictado de los cursos de Introducción a la Norma 50001 y de Auditor Interno de Gestión de la Energía, temática que actualmente atraviesa al país debido a la crisis energética que lo golpea. En cuanto a esto, la Ingeniera sostiene que esta problemática “afecta de un modo muy importante a las organizaciones, sobre todo en este momento con los precios que están teniendo los insumos energéticos”, por lo que orienta acerca de la importancia de realizar una revisión energética tanto a nivel doméstico como industrial ya que “lo más significativo es que no hay energía más económica que la que no se consume”. Veitzman resalta una reflexión “imprescindible”: “se trata de brindar la misma prestación pero con un menor consumo de energía, por lo que se obtiene una considerable mejora en su eficiencia”. 

 

Así, cobra especial relevancia el sistema de gestión que propone la norma ISO 50001 cuyo principal objetivo es el uso eficiente de la energía. Aquí la revisión energética, que sólo es parte de esta norma, resulta clave ya que consiste en “analizar los usos de la energía en el pasado y presente aproximadamente por un período de dos o tres años – debido que el consumo es estacional -, para luego identificar las varibles que afectan al uso significativo de la energía, es decir, los insumos que ingresan, la utilización de energía y las fuentes que se emplean”. A partir de este análisis se pueden “identificar las áreas más significativas del consumo y también las oportunidades de mejora, para luego trazar objetivos e irlos midiendo con indicadores”, explica la Ingeniera. Consultada acerca de si la implementación de un sistema de gestión energética puede colaborar para palear las complicaciones que la crisis energética trae aparejada, la especialista sostiene que “enormemente, porque es una reflexión inteligente sobre la situación que siempre va brindando soluciones”.  

 

Asimismo, caracteriza el escenario del país desde el punto de vista eléctrico y explica que “Argentina está al nivel del primer mundo, acá menos del 1% de las viviendas son las que no tienen electricidad, cuando nuestros vecinos están arriba de las dos cifras”, esto se debe a “las políticas que se vienen desarrollando a través de los años de llevar el servicio eléctrico hasta los puntos más aislados,  uno de los casos más difíciles, por la extensión del territorio”. En este sentido advierte que “hay temas en los que los países requieren de un acuerdo nacional para obtener un beneficio integral, donde las ideas técnicas sean las prioritarias y se puedan ir arribando soluciones”

 

 

 

En Argentina sólo siete empresas se encuentran certificadas según la ISO 50001, debido a que según lo describe Veitzman, la certificación es una meta importante, para la cual hay que realizar una reflexión previa que es la revisión energética, en esta línea hay organizaciones que aún no certificaron pero están empezando a realizar una revisión, que se puede hacer por pasos. Ante este escenario la subsecretaría de Ahorro y Eficiencia Energética del Ministerio de Energía y Minería, se encuentra desarrollando un proyecto piloto para formentar la implementación de la norma en las organizaciones del país. Al respecto la Ing. Veitzman menciono que: “Es un proyecto interesante para ir generando un principio de actividad en las empresas, mostrándoles sus posiblidades de mejora, a modo de un primer escalón para luego poder pensar en algo sistémico, es decir generar un sistema de gestión de la energía”

“Es un momento en el que se está comenzando a instalar la temática, como también sucede con lo eólico”, sostiene la Ingeniera en referencia a las energías renovables (aspecto que también contempla la norma) ya que es un elemento que “mejora muchísimo el comportamiento de la producción para reducir, por ejemplo, el nivel de CO2”. Asimismo explica que este tema “ha sido muy bien desarrollado en Uruguay, Brasil y Chile, y en el que Argentina se encuentra encaminado”

 

En este contexto actualmente la senadora nacional Pamela Verasay  impulsa un proyecto para la creación de una ley de Energía Solar Térmica  para el aprovechamiento de dicha energía, de baja y media temperatura.  En este campo Veitzman también tiene trabajo realizado, la tesis final de su Magíster en gestión de la energía, otorgado por la Universidad de Lanús, consistió en la investigación de la posible demanda del uso de calefones solares en Argentina, como un recurso a implementar en la planificación de viviendas sociales y comunitarias, por ejemplo, cuya producción es factible de realizar enteramente en el país. 

 

En cuanto al modelo que la norma propone,  la especialista asegura que se asemeja al de otras como la 9001 de gestión de la calidad y la 14001 de medioambiente “ya que coinciden en un modelo similar para una más fácil adecuación de las empresas a su uso integrado”.  Sin embargo en cuanto a su aplicación, la 50001 se diferencia de la 9001 ya que esta posibilita que se puedan fijar objetivos e indicadores en un período de tiempo más breve, situación que resulta más compleja para la aplicación de la 50001 debido a que el consumo es estacional y requiere mayor tiempo de análisis.  Asimismo la norma de gestión de la energía puede funcionar como puntapié inicial o bien como soporte de la norma 14001 de gestión medioambiental, ya que esta última es se aplica de modo integral en la totalidad de un predio de producción, mientras que la 50001 puede utilizarse para auditar y mejorar los procesos de una línea de producción específica.

 

La Universidad Tecnológica Nacional “es uno de los lugares del país donde la gestión de la calidad tiene mucha presencia, ha tenido un lugar protagónico, una línea permanente y de mejora significativa en materia de calidad”, subraya quien supo ser, en 1973, Jefa del entonces Departamento de Electrotecnia en la UTN Buenos Aires.  “Yo tuve la suerte de estar en un año, de una creatividad extraordinaria en esa Facutltad, donde pudimos hacer cosas fantásticas como cursos de eléctrica y energética con personas que luego fueron secretarios de Estado, como el Ing. Juan Antonio Legisa. También trajimos al Ingenierio Juan Sabato de La Plata, que fue Secretario de Energía de Illia, y venía en tren hasta Capital, para ayudarnos a modernizar las clases (…) esas luchas que uno da por la Ciencia, fue un año heroico”

 

En este sentido, Silvia alerta acerca de que “todo este tema del ahorro energético no está en lo cultural, por eso se tiene que insertar en las escuelas y universidades, para que no sea un tema de algunos especialistas o del que le duela el bolsillo, sino que podamos entender que es un tema del país y que entre todos tenemos que poner el hombro”.  Así, desde el segundo cuatrimestre, la Ingeniera estará a cargo de los cursos de Introducción a la norma y Auditor interno de la ISO 50001, que se dictarán en la Secretaría de Cultura y Extensión Universitaria de la UTN Buenos Aires. 

 

Te puede interesar:

Introducción a la Norma ISO 50001:2011 Sistemas de Gestión de la Energía - Inicio: 05/08/2016

Auditor Interno de Gestión de la Energía ISO 50001 – ISO 19011 - Inicio: 09/09/2016

 

 

Centro de Gestión de la Calidad - Secretaría de Cultura y Extensión Universitaria

Facultad Regional Buenos Aires. Universidad Tecnológica Nacional
Medrano 951 2° Piso. Ciudad de Buenos Aires. (C1179AAQ)

+54 11 4867 7500 int 7710

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.